Vibradores para ella

Los vibradores son juguetes sexuales de fácil manejo y que estimulan la libido de la mujer, pueden usarse de manera íntima como también en el marco de una relacion sexual de pareja.

vibrador-para-ella.jpgAlgunas mujeres utilizan un vibrador después de un largo día de trabajo o de una jornada laboral bastante ardua, es decir que lo utilizan como una herramienta de relajación muscular o como lo haría cualquier persona que da un masaje, pero en realidad su principal uso es para aumentar o elevar la respuesta erótica, ya que es un instrumento bastante seguro y de muy fácil manejo para conseguir orgasmos, y por tanto, un vibrador puede constituir parte de la preparación femenina para una próxima vida sexual con su pareja.

En realidad, un vibrador puede hacer que consigas controlar la velocidad con la que llegas a un orgasmo, mejorar su calidad y también incrementar el número de veces a las que llegas a él. Así, hay mujeres que no pueden llegar a tener un orgasmo sin la ayuda de un vibrador utilizándolo sobre el clítoris o a su alrededor y algunas otras, dentro de la vagina por el placer que les puede dar.

Así, ten siempre claro que muchas de las respuestas y de tus nuevas habilidades supondrán un incremento en tu vida erótica con tu pareja o amante. Y si los dos están de acuerdo en el uso de uno de estos instrumentos entonces, bien podría ser utilizado como parte de cualquier sesión sexual.

Sin embargo, los problemas no son ajenos al uso de los vibradores y es que para todo aparato siempre surgen algunos inconvenientes. Por tanto, las principales quejas radican en que encuentran que el aparato es pesado, con falta de potencia, con un aspecto parecido a un falo y finalmente, es difícil de manipular.

El detalle radica es que hasta hace algunos años, los vibradores habían sido fabricados por hombres que evidentemente lo consideraban como si fuese un sustituto del miembro masculino, sin embargo, en la actualidad, el diseño de estos aparatos se les ha encargado a mujeres a las que se les pregunta qué es lo que desean y después se procede a la fabricación de dicho producto, además, se debe tener en cuenta que hoy en día las mujeres participan en la industria del sexo con más injerencia.

A decir verdad, existen cientos de estilos y formas para los vibradores. Algunos se pueden conectar a la luz eléctrica y otros usan pilas o baterías. Dentro de los diseños, muchos son muy atractivos y sofisticados que en realidad, distan mucho de ser diseños reales, es decir penes tal cual y por tanto, se podría tener una colección completa con los vibradores más originales del mercado.

Cuidados que debes tener con tu vibrador

Usa unas buenas pilas: emplea pilas que duren mucho tiempo. En realidad, esto tiene que ver con la clásica queja de las mujeres sobre lo “inútiles” que ven a estos aparatos, pero es un hecho que muchas de ellas no verifican el estado de las pilas. De otro lado, si deseas una potencia constante y por tanto fiable, entonces te recomendaría usar vibradores con conexión a la corriente eléctrica.

Haz que el sonido no se oiga tanto: y es que en verdad el sonido de un vibrador no es muy excitante que digamos, ¿por qué? Pues porque pone en evidencia a quien lo está usando, así que si tienes uno que haga este sonido, te recomiendo poner algo de música mientras lo estás utilizando. De otro lado, si aún así te sientes perturbada, entonces, usa un modelo que sea silencioso (en el mercado existen al menos unos dos modelos de esta clase).

No lo uses mientras te duchas: si es que en alguna parte de la caja no dice que sea una versión sumergible entonces, lo podrías malograr; en todo caso, te recomiendo usar uno que sí lo sea y así te evites comprar uno nuevamente.

Dale un buen mantenimiento: para lavar un vibrador no es necesario que uses algún desinfectante o algún otro producto de limpieza, en realidad sólo debes usar agua caliente. De otro lado, nunca utilices un vibrador sin haberlo lavado, sobre todo si has practicado sexo anal y ahora lo quieres introducir en tu vagina. Si no puedes contener tu excitación entonces, te recomiendo tener una caja de preservativos cerca, ya que así podrás protegerte con uno de estos y además, no pondrás en riesgo tu salud.

Cerciórate de quitarle las pilas luego de usarlo: si usas pilas alcalinas y la dejas puestas pensando en una próxima vez entonces, estas pueden gotear y así malograr el aparato, haciendo que su calidad baje considerablemente. Por tanto, te recomiendo que las saques a penas termines de usarlo.

vibrador.jpgA decir verdad, usar un vibrador te va a tomar muchas horas de práctica ya que en buena medida tiene que ver con el ensayo y el error que se den durante estas horas de ensayo.

Lo mejor de todo es que experimentarás nuevas sensaciones con tu propio cuerpo que seguramente no conocías o no de esa forma. De otro lado, si bien es cierto que para algunas mujeres no son las mismas sensaciones las que produce la compañía masculina, para muchas otras, estas son mucho más fuertes y mejores, por lo que prefieren su uso sobre las relaciones sexuales convencionales o como un gran complemento para la relación sexual en sí.

Sin embargo, sabemos que no todas las mujeres pueden llegar con alguna facilidad al ansiado “punto G” por tanto, un vibrador se volverá un instrumento muy especial para estas en tanto pueda abrirle nuevos horizontes placenteros.

Finalmente, sólo puedo agregar que si ya eres de las mujeres que usa un vibrador entonces te recomendaría tener uno más que funcione al mismo tiempo que el otro, ya que así lograrás que las sensaciones se dupliquen, por tanto podrás obtener una excitación en tu vagina y clítoris al mismo tiempo.

De otro lado es bueno que sepas que existen muchos de estos aparatos que vienen de manera doble (es decir dos vibradores en uno sólo), e inclusive existen los triples con los que se puede estimular, vagina, clítoris y ano al mismo tiempo.