Gluteoplastia o aumento de glúteos

Aumentar el tamaño de la cola es una de las preocupaciones de las mujeres de hoy día, más aún cuando existen encuestas masculinas donde el 45,7% de estos piensa que lo primero que ven en una mujer es el trasero. Por tanto, no es difícil pensar que las mujeres deseen contar con este atributo.

Hoy en día, existen tratamientos quirúrgicos que pueden darte tal aumento de volumen, veamos pues cuáles son, sus riesgos y los consejos que los expertos ponen a nuestra disposición para guiarnos en este terreno. En este artículo te mostraré dos tipos de intervenciones bastante usadas debido a sus resultados satisfactorios: los implantes de silicona y la inyección de grasa que se extrae de otras partes de tu mismo cuerpo como opciones para las personas que deseen aumentar el volumen de sus glúteos

Los resultados
En líneas generales, el aumento de los glúteos produce un resultado bastante duradero y también muy satisfactorio. Sin embargo, también es muy probable que si bien recibas elogios, las críticas tampoco se hagan esperar, aunque siempre lo más importante es que tú misma te sientas segura y también satisfecha con tu propio cuerpo, usando la ropa que te gusta de la manera que te apetezca. Así, ese será el objetivo de la cirugía, es decir en eso consiste su éxito que en la mayoría de los casos, se consigue.

Dos tipos de intervenciones
1) Por lipotransferencia: esta intervención quiere decir que a través de una cánula más delgada que la que se utiliza en una lipoescultura común y corriente, el cirujano te extraerá grasa de otras zonas de tu cuerpo como por ejemplo, la parte inferior de la espalda, tu abdomen, tu cintura y tus caderas para luego, a través de un proceso de purificación, inyectarlo en tus glúteos, pero tomando en cuneta que debe ser en una zona donde haya vasos sanguíneos que aseguren una buena irrigación de la grasa transferida.

2) Por medio de implantes de silicona: se hará a través de una pequeña incisión de entre cinco a siete centímetros en cada uno de tus glúteos, justo en la misma depresión que los separa. Así a través de esa incisión se logra formar como un bolsillo dentro de cada nalga logrando que se pueda depositar en ellos los implantes de gel cohesivo de silicona. A decir verdad, existen dos lugares posibles para poder alojar estos implantes, por tanto cada uno dependerá de sus necesidades.

Ubicación submuscular: si necesitas aumentar la parte alta de tus glúteos porque ya se tiene un buen volumen en la parte baja (lo que es siempre más usual), entonces los implantes tendrán que ser ubicados detrás del músculo glúteo máximo, esto quiere decir que estarán aproximadamente a la misma altura en que están los bolsillos de un pantalón jean.

Ubicación subfascial: si lo que tú necesitas es aumentar la parte inferior de tus glúteos porque ya tienes un buen volumen en la parte alta, entonces, los implantes tendrán que ser ubicados entre el músculo y su fascia (también llamada aponeurosis que es el tejido que está pegado al músculo, es decir que lo recubre).

El internamiento
Una operación de estas características no requiere que tengas que internarte sino más bien es ambulatoria, por lo que podrás retirarte de la clínica en unas cuatro o cinco horas una vez que haya terminado la cirugía

Acerca de la anestesia
Esta variará según lo que recomiende el cirujano, pero también podría depender de lo que acuerdes con él, debido a alguna mala experiencia con cirugía general, o también a que no hayas tenido algún problema con esta.

Acerca de la duración de la cirugía
Esta dura unas dos horas aproximadamente, bien se haga con implantes o con la transferencia de grasa interna.

Acerca de los cambios por medio de implantes de silicona
Si eres de las personas que hace ejercicios y lleva una alimentación baja en grasas, entonces, será imposible que extraigan la suficiente grasa del resto de tu cuerpo como para hacerte una transferencia de grasa interna; por tanto, lo más adecuado es que el aumento de glúteos se dé a través de los implantes de silicona. Así, estos implantes te darán un equilibrio en tu volumen corporal ya que si bien las personas que hacen ejercicios pueden marcar sus músculos, algunas veces no logran desarrollar sus glúteos de manera pareja al mismo grado de desarrollo que en el resto del cuerpo.

Acerca de los cambios por medio de la lipotransferencia
Se logra un aumento de los glúteos de una manera permanente, esto se debe a que las inyecciones de grasa tienen una mayor durabilidad en los glúteos que en cualquier otra zona del cuerpo, ya que las diferentes características naturales de los glúteos hacen que sean especiales para acumular tejido adiposo.

A tomar en cuenta
Debes tener claro que una gluteoplastia no levanta las zonas en donde tengas la piel colgante. Por tanto, si tú sabes que tienes un exceso de piel, es decir que ese es tu problema, entonces, lo más recomendable es que te hagas un lifting de glúteos, un procedimiento que consiste en levantar los glúteos y así volver a poner en su lugar lo que por efectos de la gravedad había caído.

Lo mejor de todo
Los resultados serán muy buenos a simple vista y es que con esta cirugía estética conseguirás que tu forma corporal se modele de por vida. Así, tus glúteos no sólo se destacarán mucho más debido al aumento del volumen de estos, sino que también podrán verse equilibrados con otras zonas que sean las elegidas para la recolección de grasa que se necesita transferir.