Violación dentro del matrimonio

En la actualidad se han generado un gran número de denuncias acerca de la violación dentro del matrimonio, mujeres que manifiestan ser violadas y agredidas sexualmente de manera constante por sus esposos buscan apoyo y una salida a su situación.

 

mujer-angus.JPG

En los últimos tiempos se están dando muchas denuncias de mujeres que manifiestan haber sido violadas por sus esposos, pero encuentran que, las familias, amigos y entidades judiciales tienden a poner esto en duda, pues suponen que dentro del matrimonio las relaciones sexuales son permitidas y abiertas y el concepto de violación no es coherente.

Ya que se supone la aceptación de la relación sexual se da de manera explicita por los dos miembros de la pareja.Sin embargo se ha descubierto o puesto de manifiesto, que dentro de las relaciones estables de pareja, matrimoniales, unión libre, concubinato, etc. Se pueden generar actos sexuales no consentidos que implican desde la introducción forzada del pene en la vagina, violación anal, obligar a la mujer a realizar sexo oral o exponer a la pareja a actos sexuales con otras personas o a situaciones poco cotidianas dentro de la vida matrimonial, llegando a situaciones humillantes y dolorosas.

Dentro de estas situaciones se manifiesta el uso de la fuerza física, la intimidación o las amenazas a la integridad de la mujer o de los hijos con el fin de que acceda a cualquier petición por extraña, humillante o ante la cual se haya manifestado poca disposición.

Las mujeres que son violadas sexualmente dentro del matrimonio, empiezan a tener problemas de relacionamiento social y un gran desasosiego emocional, se sienten atrapadas y no encuentran apoyo en la su red social, dado que al manifestar o insinuar la situaciones que están experimentando en la intimidad de su hogar, pueden ser repudiadas o generar en las personas a quien se lo manifiesten la negación de la situación.Además muchas veces prefieren retraerse, encerrarse o cambiar de actividades con el fin de no entrar en contacto con otras personas.



Muchas veces empiezan a presentar problemas en su trabajo, llegan tarde, empiezan a ausentarse o cuando se llega al extremo renuncian o simplemente no vuelven a presentarse, perdiendo la opción.La mujer empieza a sentirse atrapada y encerrada en una relación nociva y que hace mucho daño, la inseguridad ocasionada por la violencia que se genera hace que pierda su auto confianza y en algunos casos que empiece a sentir y pensar que se merece la situación, sea porque ella no puede ser lo bastante buena en la cama para complacer a su pareja o porque siente que el tiene mas derecho de experimentar sexualmente.

mujer-decep.JPG

El tipo de violaciones que se dan van desde los golpes de diferente intensidad combinados con la violación, lo cual parece generar mayor sumisión. Exposición a situaciones humillantes, como invitar a amigos a la casa matrimonial y obligar a la pareja a tener sexo en diferentes posiciones y formas con ellos y luego retaliarla por haberlo disfrutado.Violación forzada y obsesiva, donde se da el uso de la fuerza para obligar a la mujer a tener relaciones sexuales. Introducción de posiciones aberrantes o que generan humillación, búsqueda de situaciones perversas y extrañas entre otras.

Así encontramos que la violación dentro del matrimonio o de la relación de pareja puede llegar a ser más violenta y degradante que cualquier otra violación, generando diferentes niveles de emocionalidad y pérdida de la autoestima, sobre todo cuando va acompañada de amenazas psicológicas o físicas a través de golpes, o uso de armas de cualquier estilo.

A eso se le suma que la mujer que sufre violación por parte de su esposo o compañero tiene que vivir con el violador y con la constante zozobra de la situación. Es una victima atrapada en una situación marcada socialmente como aceptada y además con la incertidumbre de sufrir abusos, asaltos y agresiones sexuales en cualquier momento. Es una mujer en conflicto y con la decepción de haber perdido los ideales que la llevaron a contraer matrimonio, que ha encontrado en vez de seguridad y protección una situación de abuso y de temor constante.

Cuando la mujer se atreve a denunciar a su esposo ante las autoridades competentes encuentra que en primera instancia tienden a dudar de ella y a cuestionar sus motivaciones, varias de ellas han manifestado que ante quienes manifiestan la situación les piden que analicen bien las verdaderas motivaciones y que vean el daño aparente que pueden causarse a si mismas pues nadie les va a creer que sus esposos han tomado este tipo de acciones, así que el sentimiento de inseguridad se incrementa y puede llevarlas a niveles de depresión o desesperación.

Las mujeres que son violadas por alguien con quien ellas comparten su vida, hogar, y aún familia experimentan profundas heridas psicológicas. Ellas no son solamente violadas sexualmente sino también sus relaciones intimas han sido violadas y traicionadas. La violación dentro de la relación matrimonial o de pareja hace que la mujer experimente una fuerte desconfianza en los otros, se vuelve asustadiza, tímida y prefiere buscar situaciones donde no se exponga socialmente. La mujer violada dentro del matrimonio, tiene menos garantías de recuperar la auto confianza y establece relaciones de sumisión o donde esta en clara desventaja.

La violación sexual, de cualquier estilo, es una expresión de manipulación y poder y cuando se da dentro de una relación establecida como el matrimonio o la unión conyugal de cualquier estilo, implica unos grados de sometimiento y humillación constante. Además si a eso se le suma situaciones de exposición o burla social, el ataque directo a los valores o principios personales como exposiciones en publico, sometimiento y violación en sitios abiertos, implicación de terceros en la agresión, involucramiento de situaciones pervertidas o poco usuales, privamiento de la libertad o de las condiciones mínimas de humanidad, amarrar a la persona, someterla como un animal, encadenarla, etc.

Se pierde mas allá de la autoestima llevando a la mujer a situaciones poco claras donde su emocionalidad es confusa y la capacidad de autoprotección se pierde poco a poco.En la actualidad el matrimonio e suna unión de construcción y desarrollo mutuos, cuando se da violación dentro de este se pierde la esencia de la unión y se deben buscar mecanismos que permitan cambiar la situación y permitir a la mujer recuperarse a si misma y sus niveles de seguridad.